Publicado por DV & archivado en Asamblea Vecinal de Gamonal, Bulevar, Gamonal, Lucha, Represión.

La sesión de hoy, miércoles 8 de noviembre, comenzó a las 9:47 horas y en ella han testificado cinco policías de los indicativos RENO y TIZONA de Valladolid y Burgos respectivamente.

El primer agente en testificar es el identificado con el número 78207, perteneciente a la UIP de Valladolid. Testifica por videoconferencia. Dicho agente es el conductor de uno de los coches RENO (concretamente en el que va el responsable del dispositivo) y relata como llegó a la C/ Vitoria y no movió el coche hasta que acabaron los disturbios. Ante este comentario, la defensa pregunta si él participó en la maniobra de “embolsamiento” comentada en la sesión anterior, a lo que el agente contesta afirmativamente, reconociendo que cuando estaba realizando la maniobra no había disturbios.

A continuación, testifica el agente 84045 perteneciente a la UIP de Valladolid, testificando también por videoconferencia. Este agente reconoce que se encuentra en el mismo furgón que el anterior agente interrogado. Relata que cuando llega a la zona caliente el vehículo es apedreado, por lo que ellos se ponen las protecciones y bajan del mismo. Reconoce que no tiene contacto visual con los hechos y que atiende a las explicaciones que le dan las personas en cabina del furgón.

En tercer lugar ,testifica el agente 81896 de la UPR de Burgos perteneciente al grupo TIZONA 2. Este agente asegura haber detenido a uno de los encausados. Reconoce que esta detención se produce acabados los disturbios y en una zona alejada de la C/ Vitoria; dicha persona se encuentra dentro de un pequeño grupo de personas que arrojan piedras contra el furgón, por lo que lo siguen y lo detienen. En el atestado no aparece el nombre de dicho detenido, aunque sí aparece en otra detención el mismo día y a la misma hora realizada por otra policía miembro de los RENO. Cabe destacar, que durante todo el proceso los TIZONA y los RENO se han declarado como grupos autónomos e independientes. Ante las preguntas de la defensa, que basándose en los atestados en los que narra que son los RENO los que detienen a tal  persona, el policía ratifica que es él y no los RENO los que lo detienen. La propia jueza ha reconocido que este hecho provoca una contradicción entre los atestados y las declaraciones de los testigos.

El siguiente en declarar es el agente 93592 de la UPR de Burgos, perteneciente al grupo TIZONA. Este agente reclama daños debido a una lesión provocada en la detención citada anteriormente. El agente reconoce que el detenido no se resiste a la detención. Aún así, acabada la noche notifica a su superior que ha sufrido una lesión durante dicha detención e inmediatamente después acude al centro médico donde obtiene un parte de lesiones. En el atestado inicial no se recoge este suceso en el que el agente sufre presuntamente esta agresión y desde el juzgado se desestima la denuncia presentada por lesiones, por no estar identificado el causante de las mismas. Posteriormente, el 6 de marzo se presenta un documento en los juzgados donde se asegura que el causante de la lesión fue la persona detenida ese día. El policía no recuerda haber ido al juzgado, aunque en el proceso judicial se muestra como él ha firmado un documento de ese día, en el que asevera que el detenido nombrado anteriormente fue el causante de su lesión.

La última persona en declarar es el agente con numeración 103136 perteneciente al indicativo Tizona de la UPR de Burgos; esta persona narra cómo es agredido con una botella en la mano pero no es capaz de identificar a la persona que lo arroja.

La sesión de este día termina con este último testimonio, convocando una nueva sesión para mañana jueves a las 9.30 .

2 Comentarios para “Crónica del tercer día: continúan las declaraciones de los policías”

  1. Pablo

    Son mentirosos hasta las últimas consecuencias. Cualquier atisbo de justicia es pura coincidencia.
    Salud!

  2. Ácrata

    La pena es que nadie les denuncie por falso testimonio.
    Es lo que pasa cuando no haces bien tu trabajo y te conformas con el cabeza de turco porqué desde arriba te piden carne.

    Está es su justicia, bienvenidos al circo judicial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.