Publicado por DV & archivado en Burgos, crónica, Plaza de toros, Represión.

Según fuentes a las que ha tenido acceso DV, las personas imputadas por las protestas contra la remodelación de la Plaza de Toros de Burgos que se desarrollaron en octubre de y noviembre de 2014, han sido definitivamente absueltas en el proceso sancionador que vení­a celebrándose en su contra. En la vista oral que se desarrolló el pasado 12 de septiembre, los procesados se enfrentaban a una sanción de 18.000 euros al hacerles supuestamente responsables de la convocatoria de las manifestaciones del 21 y 23 de octubre, que tuvieron lugar en la calle Vitoria y frente a la sede del Grupo Promecal,respectivamente.

img_1210

La acusación se basaba en un informe remitido a la Subdelegación del Gobierno por el Comisario Jefe de la Policia Nacional de Burgos en el que indicaba que las personas que el 22 de octubre se habí­an reunido con el alcalde de Burgos, eran las responsables de las convocatorias de las protestas. Durante el transcurso de la vista oral los procesados expusieron que, sí­ acudieron a esa reunión, donde les fue tomada la filiación por la policí­a local, fue con el propósito de comunicar al ayuntamiento las decisiones tomadas en la asamblea que protestaba contra las millonarias reformas de coso burgalés, y no como representantes de la misma. Quedan pendientes todaví­a de resolución las sanciones por los sucesos de noviembre de 2014, donde se produjeron disturbios en la calle Vitoria y enfrentamientos entre policí­a y manifestantes a las puertas del domicilio particular del alcalde de Burgos Javier Lacalle.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.