Publicado por DV & archivado en Feminismos, Huelga General, Represión.

Este sábado pasado se convocó en Burgos una concentración a las puertas de la tienda Mango en apoyo a las compañeras feministas represaliadas de Xixón por los hechos acaecidos durante la huelga del 8 de marzo.

Durante la huelga del pasado 8 de marzo, en el transcurso de los piquetes informativos no mixtos de Xixón, convocados por CNT, un empleado de la empresa MANGO se encaró a las compañeras que entraron dispuestas a repartir panfletos a las trabajadoras para informarlas sobre su derecho a huelga. Este individuo intentó impedir la entrada en la tienda a base de insultos y empujones a varias de las compañeras con una actitud hostil y agresiva. Tras el incidente, este señor las persiguió durante toda la jornada de huelga acompañado de la policía mientras tomaba fotos.

Una semana después, la policía irrumpió en las casas de las piqueteras a primera hora de la mañana para llevarlas detenidas. De todo este proceso, tres compañeras serán juzgadas por un delito contra el derecho de los trabajadores. La acusación, es decir, el trabajador de MANGO las denuncia alegando, entre otras mentiras, un parte de lesiones que nunca existieron ya que fue él quien nos agredió mientras ejercíamos nuestro derecho a informar en un día de huelga; que no de fiesta, como algunos nos quieren hacer creer.

Tras las detenciones de nuestras compañeras, la multinacional ha declarado a través de su gabinete de comunicación que “considera que la actualización de su empleado fue intachable”.

Por todas es sabido que empresas como MANGO no son precisamente un ejemplo a seguir en cuanto al cumplimiento de los derechos laborales, el derecho a huelga o el derecho sindical. Por no hablar de sus fábricas en Turquía donde explotan a refugiadas sirias trabajando 12 horas diarias en unas condiciones de seguridad lamentables.

Por todo ello, se realizaron diferentes piquetes solidarios en Gualdajara, Salamanca, Bilbao, Basauri, Barakaldo, Durango, Barcelona, Iruña, Madrid, Villaverde, Donosti, Valladolid, etc.

La muestra de solidaridad también tuvo lugar en Burgos, donde una treintena de personas se concentraron en las puertas de MANGO de la c/Santander durante una hora gritando consignas como “yo también fui piquetera” o “si nos tocan a una nos tocan a todas” Durante el transcurso de la concentración se repartió información a la gente que pasaba por la calle ya que la represión sufrida a raíz de la huelga está siendo invisibilizada por los grandes medios de comunicación.

Hoy miércoles 5 de junio están llamadas a declarar las tres piqueteras de Xixón; curiosamente el mismo día han citado a siete mujeres en los juzgados de Rubí por cortar las vías del tren durante la citada huelga feminista.

Informaremos del transcurso de dichas declaraciones en cuanto tengamos más noticias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.