Publicado por DV & archivado en Entrevistas, Literatura.

césarDe dibujante de comics a escritor, aunque en definitiva sea el mismo oficio: contar historias. Así­ habla César Galiano, autor  con quien pudimos compartir una tarde de verano en la que este riojano de adopción nos abrió las puertas de su casa. Compartimos risas y buenos momentos en los que no faltaron conversaciones sobre anarquismo, historia, exilio. …Ahora a través del correo electrónico César responde a alguna de las cuestiones que dejamos pendientes.

Nos gusta empezar nuestras entrevistas con una pregunta bastante directa: ¿Quién es Cesar Galiano?
He de reconocer que es la pregunta más jodida que me han hecho en la vida. Y os aseguro que me han hecho muchas. ¿Que quién es César Galiano? Pues un hombre corriente. Con las mismas dudas, temores y alegrí­as que todos los demás. Cuando se me estropea la lavadora llamo al técnico. í‰l hace lo que sabe hacer y yo, cuando me pongo ante el papel en blanco, hago lo que creo que sé hacer y escribo. No soy más que nadie. Y menos tampoco, por supuesto.

¿Funciona Cesar Galiano a base de musa o la inspiración le suele pillar trabajando?
Ya dijo Picasso que la inspiración sólo puede pillarte trabajando. No hay tutí­a. Si te quedas tumbado en el sofá difí­cilmente puedes crear algo. Por otra parte, no creo en la inspiración. Eso es un cuento. Creo en el trabajo, en las ganas, en el esfuerzo de cada cual por llegar siempre un poco más lejos. Y la producción artí­stica requiere mucho trabajo, muchí­simo. ¿O es que aún queda alguien que crea que Miguel íngel pintó la Capilla Sixtina como quien está de merienda?

Antes de contar historias a través de los libros Cesar Galiano lo hací­a mediante historietas de cómic. ¿Es el mismo oficio pero variando el formato?
En ambos casos se trata de contar historias, de eso no hay duda. Y tal vez sea el mismo oficio, no sé. No obstante, hay guionistas y dibujantes de cómics que se defienden escribiendo y, sin embargo, no sé de ningún caso en el haya sucedido lo contrario. Ni idea, ya digo. Creo, no obstante, que hay mucho lenguaje del cómic en mis libros. A veces me lo dice la gente.

los_cajonesUna de nuestros últimos descubrimientos ha sido el blog los cajones secretos que gestiona el propio Cesar Galiano. ¿Qué supone para ti este nueva forma de expresión que ofrece los blogs y el internet 2.0?
Me parece algo excelente, una manera de dar a conocer el punto de vista de la gente sobre las cuestiones que más le afectan. En mi caso se trata de la crí­tica social, la polí­tica y el arte, por ejemplo. Creo que, además, los blogs ayudan a pensar tanto a quienes los hacen como a quienes los leen, y eso es mucho en estos tiempos. Pero sigue habiendo tarugos que se oponen a lo nuevo. Hace unos meses presencié una conversación de dos personas mayores en un bar. Una de ellas era un hombre que, a pesar de su edad avanzada, aseguraba que se conectaba a Internet cada dí­a, que leí­a el correo y navegaba un poco por el mundo virtual. El otro no. El otro estaba en contra de todo eso. Decí­a:
-Y eso de los blogs, ¿para qué sirve?
-Para que la gente se exprese libremente –respondí­a el primero.
-¡Vaya tonterí­a!
-Hombre, así­ cada cual puede opinar sobre lo que le interesa.
-¿Y a mí­ qué me importa lo que opine la gente?
Intervine:
-A los que son como usted, nada, por supuesto.

¿Y que opina Cesar Galiano de la redes sociales tipo Facebook, etcétera?
Bueno, en cuanto a eso tengo mis contradicciones. Yo también estoy en Factbook. Por una parte me ha servido para reencontrarme con antiguas amistades de las que no sabí­a nada en decenios. Eso está muy bien. Pero por otra parte es como un gallinero de cotillas y una imbecilidad. Hay quien pasa el dí­a publicando cuanto hace, como si a los demás nos tuviese que importar mucho:
18:00 h: “Estoy fregando los platos”,
18:30 h: “Me estoy cortando las uñas de los pies”,
19:00 h: “Estoy acabando con las cascarrias que tení­a en el culo gracias a una pomada estupenda”.
En mi opinión, esto de las redes sociales está en las últimas. Pero estoy seguro de que alguien inventará algo pronto para que no nos aburramos.

el_da_de_barcelona_medEn tu libro El dí­a de Barcelona, nos narras el minuto a minuto de las jornadas revolucionarias que sacudieron Barcelona del 18 al 20 de julio de 1936. ¿Qué tiene el anarquismo de atrayente para Cesar Galiano?
Vaya, veo que sois especialistas en hacer preguntas difí­ciles. El anarquismo es un modo de ser, una filosofí­a, un conjunto de valores que nunca habrí­a que olvidar. En alguna ocasión olvidé esos valores y lo he lamentado. Pero al menos lo intento. Los que defienden las siglas de los partidos polí­ticos no tienen ninguna ideologí­a. ¿Qué ideologí­a tiene un militante del PSOE? ¿O uno del PP? Que vengan a decí­rmelo, a ver si me entero de algo.

El exilio antifranquista es otro de los temas recurrentes de la obra de Cesar Galiano, ¿es una cuenta pendiente con la llamada Memoria Histórica”?
¿Y qué es eso de la Memoria Histórica? ¿Por qué aterriza en la guerra del 36 y no va más allá? ¿Por qué sólo se habla de comunistas y socialistas y nadie dice una palabra de los anarquistas, que murieron a miles tras dar la cara en primera lí­nea, a manos de los mismos socialistas o comunistas que ahora pretender lavar su propia imagen? Estoy elaborando un libro sobre esa parte de la guerra, como prometí­ a la Fundación Anselmo Lorenzo. Creo que eso de la Memoria Histórica tiene muy poco de memoria. Y menos aún de historia.

En la última novela Laureano Cerrada, el empresario anarquista Cesar Galiano nos introduce de lleno en el apasionante universo del anarquista Laureano Cerrada. ¿Qué tiene este viejo falsificador libertario que fascina a quien conoce su historia?
Todo. En Laureano Cerrada se concentran todos los ideales anarquistas de los que hablaba antes. Fue un hombre í­ntegro, ejemplar, una bestia irrepetible. Tení­a un ideal de justicia y lo llevó hasta donde no llega nadie. No creáis que me resultó fácil escribir la novela. Tení­a que dar pinceladas de verosimilitud a una biografí­a increí­ble. Lo malo es que estoy convencido de que muchas de sus aventuras se han perdido para siempre. A pesar de todo fue un hombre discreto y nunca habló de sí­ mismo. Eliseo Bayo dice que Laureano estuvo a punto de iniciar sus memorias. Pero cayó asesinado quince dí­as más tarde. Una lástima, desde luego.

82436_Portada_Cerrada_03Laureano Cerrada llevó a cabo un atentado aéreo fustrado contra el propio general Franco. ¿Cómo hubiese transcurrido la Historia de España si el grupo de Cerrada  se hubiese salido con la suya?
La aventura de Cerrada y el avión puede ser una de las más románticas de la historia. Una locura estupenda. A mí­ me fascina, por supuesto, que un individuo sea capaz de invertir una fortuna en tratar de matar a Franco de esa manera. Pero creo sinceramente que Cerrada estaba equivocado en una cosa. í‰l decí­a que no valí­a la pena matar a un rey porque inmediatamente le sucederí­a su hijo, el sistema seguirí­a siendo el mismo y que, en cambio, matando a Franco se acabarí­a el franquismo porque Franco era el único representante del sistema. Y no. Franco estaba rodeado de otros generales de su misma calaña que en seguida se habrí­an disputado el poder y alguno de ellos lo habrí­a conseguido. Pongamos el caso de la Alemania de Hitler. Hitler subió al poder democráticamente, mediante elecciones libres. El paí­s necesitaba un lí­der brutal que reivindicase los derechos de Alemania frente al mundo. Se llamó Hitler, pero podí­a haberse llamado de otra manera. De un modo u otro, el resultado habrí­a sido el mismo. Ningún hombre ha sido capaz de cambiar el rumbo de la historia por sí­ solo. Es imposible. Se necesita una serie de circunstancias, de hechos anteriores y todo eso. Franco pudo morir a causa del atentado de Cerrada, pero España habrí­a pasado por los mismos cuarenta años de fascismo. Con otro dictador, pero los mismos cuarenta años.

Desde DV le hemos dado varias vueltas al tema sin aportar mucho más de lo que ya se sabe, pero, ¿quién mató a Laureano Cerrada?
Fuenteovejuna.

En breve verán la luz otras dos novelas más, sin revelar ningún secreto, nos puedes adelantar algo sobre el tema.
Claro. Una de ellas trata sobre Bakunin y los internacionales de la región española en el siglo XIX, los inicios del anarquismo. Se la prometí­ a Julián Lacalle, el editor de Pepitas de Calabaza, con quien he publicado el “Laureano”. Espero acabarla en unos tres meses. La otra es la continuación de “El dí­a de Barcelona”, los hechos de la guerra, paso a paso, desde el inicio de la revolución anarquista hasta la muerte de Durruti. Se la prometí­ hace ya demasiado tiempo a la Fundación Anselmo Lorenzo y he de cumplir. En ambos casos se trata de crónicas noveladas, que es un terreno donde creo moverme bien.

¿Veremos alguna vez a Cesar Galiano presentando alguno de sus libros por Burgos?

Por supuesto que sí­. Además tengo ganas. De modo que será pronto. Como sabéis algunos de vosotros, un cáncer se me llevó la voz hace un año, pero dispongo de un programa parlante de ordenador y de la ayuda incomparable de mi compañera. O sea que sí­. Iremos a Burgos. Tomároslo como una amenaza.

3 Comentarios para “Entrevista con César Galiano”

  1. Edu

    Pero qué bien habla y escribe este hombre! se puede discrepar de su pensamiento, por supuesto, pero da gusto leerlo porque siempre acierta con temas de interés y su exposición es clara, contundente y al mismo tiempo amena

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.