Publicado por DV & archivado en Defensa de la tierra, Lucha.

Ayer, 19 de septiembre, nos enteramos de que un periodista moría al caer de un árbol mientras cubría las protestas frente al desalojo de las activistas del bosque de Hambach. La ocupación de este bosque tiene lugar desde abril de 2012 y en la actualidad son muchas las personas que lo defiende frente a la  compañía RWE cuyo objetivo es hacer la mina de lignito a cielo abierto más grande del mundo.

La resistencia frente los abusos policiales ha sido constante y en la actualidad siguen habitando ese bosque emblemático centenares de personas de todo el mundo  para evitar su tala masiva. Más recientemente, el pasado jueves iniciaban el desalojo de 60 casetas construidas en las copas de los árboles. A la zona han desplazado a unos 3.500 efectivos para efectuar tal desalojo y permitir así la tala del bosque; por cotra, la muestra de apoyo y solidaridad ha sido grandísima y desde el fin de semana cerca de 8.000 manifestantes se han acercado a la zona para evitar el desalojo.

Desde este medio de comunicación queremos mandar nuestro apoyo y solidaridad a todas las que siguen luchando y defendiendo los espacios de vida frente al capital.

A continuación, reproducimos el comunicado que han colgado en el blog :

Hoy, un amigo que nos acompañó como periodista durante mucho tiempo en el bosque, cayó hoy en Beechtown desde un puente colgante de más de 20 metros de altura y murió. En ese momento, la policía y RWE intentaron desalojar la aldea de cabañas en árboles. El SEK estaba en el proceso de arrestar a un activista cerca del puente colgante. Nuestro amigo aparentemente estaba en camino allí cuando cayó.

Estamos profundamente conmocionad*s. Todos nuestros pensamientos y deseos están con él. Nuestra compasión va a tod*s l*s familiares, amig*s y personas que se sienten consternad*s.

Instamos a la policía y a RWE a abandonar el bosque enseguida y detener esta operación peligrosa. No más vidas pueden estar en peligro.

Lo que se necesita ahora es un momento de descanso.

Incluso si esto es difícil para vosotr*s en este momento, así como es difícil para nosotr*s dar una pista tan real: Recomendamos, para proteger a todos los activistas, no dar ninguna declaración, ni siquiera hacer ningún testimonio ante la policía. El accidente debe y será superado y reevaluado, pero la policía no es el lugar para hacerlo. Su interés es culpar a los activistas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.