Publicado por DV & archivado en Cárcel y Pres@s, Represión.

anarchist_black_cross_logoEl pasado martes 15 de diciembre ha tenido lugar una operación represiva que se ha saldado con la detención de una compañera libertaria en Getafe. Según  medí­a oficiales se baraja la acusación del enví­o de un pequeño artefacto explosivo a Instituciones Penitenciarias, aunque al parecer a Tamara H.H, que permanece actualmente en dependencias policiales, no  le ha sido  aplicada legislación especial alguna. Desde Cruz Negra Anarquista se habla de una nueva campaña criminalizadota contra el movimiento pro presos.

Ha sido decretada prisión preventiva para la compañera detenida en Madrid. Se han convocado ya las primeras iniciativas solidarias por la libertad de Tamara.

Una vez más los medios nos han hecho conocedores hoy de la detención en Getafe de una compañera anarquista. Y una vez más los medios mienten desvergonzadamente con una clara intención criminalizadora que aquí­ queremos denunciar.
Viniendo de donde viene, no nos merece ninguna credibilidad lo que se afirma de que la compañera T.H.H. sea la responsable del enví­o de un paquete bomba al departamento de prisiones de la Generalitat de Cataluña el pasado mes de octubre. No nos lo creemos, pero que tampoco se nos mal interprete. Ella, al igual que toda compañera represaliada por el Estado, tiene nuestro incondicional apoyo tanto si es la persona responsable de los hechos de que se le acusa como si no. Sencillamente no entramos en este tipo de consideraciones.
Partimos entonces de una muy seria duda de que su autorí­a en los hechos de que se le acusa sea cierta, una duda profunda que adquiere consistencia a las horas en que estamos escribiendo este texto, cuando desde fuentes de su defensa, hemos sabido que las dependencias policiales en las que se encuentra detenida son el cuartel de la G.C. De Arroyo Molino, donde mañana por la mañana está previsto que se le tome declaración. No se agota por tanto el tiempo de la detención, ni se le ha aplicado legislación especial alguna, lo que con todas las reservas pertinentes debido a lo confusa que aún es la situación, nos lleva a pensar que no existe una base sólida para la acusación.
Esto no impide que los medios aún sigan hablando de la compañera como de “una dirigente de la CNA“. Calificarla de dirigente simplemente les define: son incapaces de concebir que en el mundo pueda existir algo que no se rija por una relación jerárquica. Decir que está integrada en la estructura de CNA es completamente falso. Esto también define el papel que están jugando los medios.
Vamos a esclarecer el sentido de esta mentira. Cuando los cuerpos policiales tratan de concretar una acusación, al igual que la fiscalí­a, intentan llevarla siempre a su grado extremo. Un grado que cuando se trata de un asunto de naturaleza polí­tica, no es otro que tratar de cerrar una acusación de “pertenencia a banda armada”. Esta figura penal, para formalizarse, precisa poder vincular a la persona con una organización que, de acuerdo a la normativa internacional compartida, tenga una serie de requisitos tales como permanencia en el tiempo, reivindicaciones conocidas, etc. Lo que ha dado lugar a que en algunas ocasiones hayan aparecido siglas de organizaciones inexistentes, o de que en otras, como ahora, se vincule a la persona con alguna existente, aunque no reúna todos los supuestos tipificados. En definitiva, de lo que se trata es de solventar un problema técnico para magnificar la acusación y en esta ocasión, una vez más, los medios han venido a mostrarse como los lacayos que son al servicio de la represión.
Toda nuestra solidaridad para con la compañera detenida y nuestro deseo de que mañana podamos tenerla de nuevo entre nosotras. Todo nuestro desprecio hacia quienes traman patrañas como la denunciada, con la clara intención de destrozar la vida de una persona y aún más allá de ello, este es el fin último de la represión, tratar de disolver todo el tejido social que se muestra antagónico en las palabras y los hechos.
Salud y anarquí­a.
Federación de Grupos de CNA Pení­nsula Ibérica

Actualización 18/XII/09

tamara1-petit

El jueves 17 de diciembre ha sido encarcelada en la cárcel de mujeres de Wad-Ras Tamara, compañera anarquista de Madrd. Se le acusa de haber enviado un paquete explosivo contra Albert batlle, secretario de serveis penitenciaris de la Generalitat. La acción tuvo lugar en octubre, en el marco de una campaña de lucha contra el sistema penitenciario y en solidaridad con el preso Amadeu Casellas, en esos momentos en huelga de hambre.
De nuevo el Estado utiliza las detenciones y los encarcelamientos para aterrorizar a aquellas y aquellos plantan cara a la locura represiva de un sistema que necesita la prisión para controlar la pobreza y la rebeldí­a que él mismo produce.

De nuevo nosotros llamamos a la solidaridad y a la extensión de la lucha, por la libertad de Tamara y de todas nosotras.

MANIFESTACIí“N ESTE DOMINGO DIA 20 A LAS 18:00
EN LA PLAZA CAN FELIPA, CERCA DE LA ESTACIí“N DE METRO DE POBLENOU

3 Comentarios para “Operación represiva contra medios libertarios”

  1. Bat

    Los medios de comunicación siempre manipulando al servicio del Poder vigente… ya está bien ..no nos dejaremos manipular y controlar por 4 intoxicadores mediaticos..
    Por otro lado, todxs somos ví­ctimas de la explotación y la tiraní­a del sistema politico y económico y la represión por parte del Estado en mayor o menor grado…pero este victimismo rancio no nos puede hacer caer en inmovilidad ni en la pasividad, ni debemos pararnos ante tal situación..

    Solidaridad con los compañerxs encerradxs en las cloacas del Estado..
    Piensa y actúa . Mañana puedes ser tú.

  2. Anónimo

    Todaví­a faltan por conocer algunos datos, pero esta historia parece la reedición de la campaña represiva que periodicamente se realiza contra los sectores libertarios relacionados con el movimiento pro presos.
    En 1999-2000 arrestaron también con acusaciones similares a Eduardo Garcí­a, un chaval que participaba en las iniciativas solidarias con la CNA. Esperemos que no se vuelva a repetir la historia

  3. Esto es lo que dice el diario de Alcalá

    Una ‘Cruz Roja’ para los presos del bolchevismo

    La organización libertaria nació en Rusia como respuesta a la represión que los comunistas rusos aplicaron sobre los anarquistas

    La Cruz Negra Anarquista (CNA) hizo su aparición en Rusia, en los años 20, después de la revolución bolchevique. Según Julián Vadillo, historiador experto en movimientos anarcosindicalistas, “nació con la idea de ayudar a los anarquistas presos por la dictadura comunista, a modo de una Cruz Roja para los encarcelados represaliados. En su fundación participaron algunos anarquistas ucranianos y rusos, como Volin y Arshinov, que se exiliaron a Parí­s, debido a que hubo una represión muy fuerte contra el anarquismo a partir de 1918: muchos de sus militantes fueron perseguidos, torturados y asesinados”.

    La Cruz Negra Anarquista desapareció con la muerte de sus propios militantes y reapareció, “ya con otros parámetros” en Estados Unidos, a finales de los años 80.
    “Las primeras noticias que tuve de la CNA fueron a mediados de los 90. Se trataba de un grupo bastante peculiar en aquellos momentos, porque no se inscribí­a dentro de ninguna de las corrientes anarquistas clásicas, sin implicación en los movimientos polí­ticos o sindicales. En Madrid habí­a un grupo en Villaverde Alto, pero también acabaron por difuminarse. Por eso me ha sorprendido que se detuviera anteayer a una persona que perteneciera a la Cruz Negra Anarquista. Yo los daba por desaparecidos”, apuntó Vadillo.

    http://www.diariodealcala.es/articulo/general/952/una-lsquo-cruz-roja-rs

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.