Publicado por DV & archivado en Burgos, Tiparracos.

O eso quiero pensar. La letra pequeña ha jodido muchas vidas, para muestra un botón, y ha convertido supuestos negocios redondos en perdidas millonarias. De perdidas y del nuevo hospital va esta vieja historia.

132 millones de sobrecoste es lo que lleva el nuevo hospital de Burgos, ese engendro que no se sabe si es publico o privado pero que argumentando no se que de la poca competitividad de la sanidad pública y no se que otras medidas liberales se ha hecho como se ha hecho. Es una pena que se desmantele la sanidad pública pero más penoso es aún que los polí­ticos y sus lacayos, sabiendo lo que saben y trampeando lo que trampean, no hayan leí­do la letra pequeña de un contrato. El negocio del hospital se pensó así­, Herrera paga unos mil millones divididos en cómodos plazos al que construya el hospital con derecho a explotarlo durante 30 años.
Dicho y hecho, el nuevo hospital de Burgos crea con el una empresa con nombre muy parecido “Nuevo Hospital de Burgos S.A.” donde se junta un compendio de empresas(UTE) capitaneadas por un mafioso empresario apodado Michel. ¿Cual es el problema? El problema es que Michel en el concurso para el hospital presento la oferta más barata pero tenia una letra pequeña donde Michel y sus secuaces se aseguraban que si la cosa se torcí­a o las necesidades cambiaban serian recompensados con dinero o alargando los plazos.
Herrera ha tenido que sudar de lo lindo, se acercaba el tongo electoral y ya habí­a alargado el plazo todo lo posible y el hospital no estaba acabado, así­ que como no hay más tiempo y anda en juego la poltrona la factura de la construcción del nuevo hospital sale por 132 millones de euros más, es decir el precio del hospital se ha encarecido un 13%, que no es moco de pavo para unos señores que van alardeando de buena gestión y no tener problemas económicos ni despilfarrar.
Ahora la duda es ¿Cuanto nos hubiese costado hacer público de verdad el hospital desde el principio? Ese sobrecoste de 132 millones de euros se lo podí­an haber llevado médicos, enfermeras y otro tipo de empleados de la sanidad, sin embargo se lo va a llevar Michel y sus secuaces y quiero pensar que Herrera y sus lacayos son tontos de remate porque si por alguna extraña razón lo hubiesen hecho adrede y por detrás andasen trajes o coches o casas o maletines…

5 Comentarios para “Los polí­ticos tampoco leen la letra pequeña”

  1. mendas

    Pues yo maliciosamente pienso que son unos listos, más bien, los pájaros estos, y que los tontos somos los demás por llevar permitiéndoselo tantos años.

  2. Bat

    Además de la noticia ésta de que estos pájaros se reparten el pastel con el sudor y esfuerzo de todxs lxs trabajadorxs, además digo , existe una empresa privada que presupuestó equipo médico y maquinaria del año 2007. Aún no han colocado ninguna y estamos en el 2011 y el presupuesto a variado, incrementandose en un 25%. menudo negocio redondo entre capitalistas y polí­ticxs..

    De timo en timo, de negocio en negocio y tiro porque me toca.
    Vamos que nos mean y dicen que llueve.
    Ke se vayan todxs y no quede ni unx solo!

  3. jamiroquai

    Al hilo de leer este tema se me ocurre lo siguiente ¿Por qué no proponemos en la Asamblea del Movimiento 15 de mayo de burgos un rosario de preguntas semanales o mensuales? Si se me ocurre que se pueden realizar periodicamente preguntas comprometidas y directas a personas concretas, reponsables económicos o polí­ticos locales. Dar publicidad a las mismas, a ver si tienen cuajo de responderlas. Una de las primeras podrí­a ser algo acerca de este Hospital privado creado con fondos públicos, y dirigirla al señor de lfoto, Juanvi. Me consta que en la Asamblea de Segovia, han decidido hacer algo similar y tiene repercusión. Esto saca a la agenda polí­tica los temas que quieren ocultar y les pone en un brete aunque no respondan.
    Saludos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.